Tu pasaporte en español para disfrutar de un fuwa fuwa time intelectual

Amagami SS+ 11-12: De Inglaterra con amor

Le toca el turno a legendaria idol de Amagami SS, Morishima Haruka, la chica más popular de la franquicia y la primera en iniciarnos en este universo: atractiva, divertida, pasional, espontánea, coqueta y expresiva, con toda aquella mezcla de virtudes que la llevaron a granjearse esa popularidad digna de la realeza. Este arco fue un caso clásico del muchacho poco prodigioso que logra conquistar a una preciosura a base de sinceridad y continuos intentos. Su epílogo nos aclara que su relación fructificó. La pregunta por responder sería como llegamos hasta aquí. Esta temporada, Amagami SS+ ensayó historias sobre la continuidad de cada relación, pero las desarrolló en poco tiempo y albergando pocos efectos a largo plazo; en resumen, no vemos grandes cambios partiendo el agua en sus respectivas relaciones. No les quito mérito cualitativo, solo los distingo mejor los arcos anteriores de la materia presentada en el nuevo arco de Haruka, donde además de explicar más detalles acerca de su virtuosa familia -ampliando la diversidad de opciones para el público-, concluyen con el acto más heroico que un protagonista de love comedy puede realizar, aunque sin necesitar enfrentar ningún Robin, Terry, Steve, Neil el Rufian o cualquier inglés ladrón de novias, pues, aunque a nuestro protagonista le sobre determinación, no sería rival para ningún mafioso, a menos que aprendiera en serio las técnicas del super sentai.

A muchos les hubiera apetecido un arco dedicado a Hibiki, la mejor amiga de Haruka, encargada de enunciar el sentido común gracias a su probada prudencia. Encarna el arquetipo de amiga cercana de la protagonista. Kaoru y Rihoko también tenían sus correspondientes aliadas, aunque Hibiki se destaca por tener el mayor tiempo en pantalla y por sus recorridos constantes acompañando a Haruka. Esta cercanía la vuelve su confidente para hablar sobre asuntos que hasta la intrépida senpai no platica con Junichi. La relación entre los protagonistas sigue teniendo esa formalidad de no llamarse por el nombre con frecuencia y el contacto físico es apenas mayor, que cuando comenzaban y se trataba de una senpai cuidando a un kouhai como si fuera su mascota. El legendario beso detrás de sus rodillas era el ejemplo más destacado de esta primera etapa. Pese a los días felices que compartieron, se aproxima un grave problema, el más relevante en las relaciones supuestamente consolidadas: estando en último año de preparatoria y con la graduación a la vuelta de la esquina, el alejamiento se torna inevitable. Afirmar que siempre tendrán los mismos sentimientos y que su relación no cambiará, aunque sean palabras dichas con sinceridad, no tienen peso porque no suelen concretarse: los desafíos se muestran más complicados cuando toca afrontarlos. Haruka tiene cierta ascendencia inglesa, lo que significa que le gusta ser tratada como princesa. Por lo tanto, para ella, el matrimonio tendrá un significado especial, ya que simbólicamente la novia representa una princesa y el novio un príncipe, comprometiéndose siempre a protegerla. Aunque no deseaba revelar esta voluntad a Junichi, su espontaneidad y naturalidad la impulsan a realizar una práctica de cómo sería uno de sus días más felices, con Hibiki actuando como mediadora. En este momento, Junichi ni siquiera se percata del valor de esa práctica: por más que parezca un juego, tiene un valor intrínseco para la bishoujo, porque representa un adelanto de sus sueños. Tanto Junichi como Hibiki viven en parámetros más habituales de racionalidad, aplicándose el refrán de que los opuestos se atraen ya sea en el campo amical y romántico. Inicialmente, Junichi se sumergió parcialmente al mundo animado de Haruka, volviendo luego a un status quo de estabilidad como sucedió durante el arco de Ai. Lo que exigirá que vuelva a introducirse en ese mundo de grandes apuestas y peripecias es la aparición de la prima de Haruka, Jessica, una versión inglesa y más alegre que su parienta nipona, incluso su segundo nombre, Sexy, revela cuán alto un miembro de la familia Morishima puede llegar con su extravagancia. Es curioso como personifican a los extranjeros en el anime, principalmente a los americanos y europeos: cuando se trata de calificar a las bishoujos se les otorga una amplia gama de colores de pelo, buena parte con resultados confusos por la poca diferencia entre los colores aplicados entre individuos locales y extranjeros. En Amagami SS queda mejor individualizado, porque la mayoría de las heroínas tiene una paleta de colores sobria: cabellos oscuros, castaños o pelirrojos son la regla. De esta manera, cuando una reluciente rubia aparece, llama la atención, marcando su contraste con el ambiente. Su personalidad también es un punto que las diferencia: Jessica está comprometida pero no tiene reparos en besar en la mejilla al novio de su prima. En la mayoría de países, en la cultura occidental, se trata de un simple saludo, incluso entre extraños, sin ninguna objeción, pero aún así, con la amplia sexualización que adquiere en el anime contemporáneo, un beso en la mejilla posee connotaciones eróticas y cuando Jessica lo realiza sin ningún reparo es como si estuviera robando la pareja de su prima, derivando solamente en un malentendido, sin generar mayores líos.

Mientras se acerca la graduación, hasta una persona animada como Haruka se pondría emocional y reflexiva. Esto solo se convierte en una excusa para que la bishoujo esconda sus auténticas preocupaciones. La graduación no la tenía preocupada hasta la llegada de su prima, quien le hace recordar el futuro que seguirá después del colegio. Jessica resulta un gran aporte al arco, ya que supera a la propia Morishima en espontaneidad y, a su modo, contribuye a que la pareja sea sincera con ella misma mediante una advertencia sobre los rivales que Junichi tendría que enfrentar, que resulta siendo solo una broma inspirada en los cuentos de su infancia. Sin embargo, sin ella, Junichi y Haruka no volverían a la casilla donde sucedió el legendario beso creando un ambiente nostálgico. Que haya transcurrido poco más de un año no es impedimento para esas emociones, ya que esos eventos marcaron sus vidas estudiantiles. Antes de adentrarse más en la raíz del conflicto del arco, los protagonistas se divirtieron por un tiempo actuando como una pareja casada. Conociendo el epilogo proyectado al futuro, inicialmente podríamos pensar que presentarían un espejo o adelanto de esta historia, aunque esta suposición es errónea. Las similitudes son tantas, que demostrarían que ellos no han cambiado con excepción de llamarse por sus nombres de pila. Haruka, contra todos los pronósticos, se vuelve una ama de casa, y Junichi, en detective, aunque actualmente sus habilidades de investigación sean escasas y dispongo de un nivel de racionalización bastante común para su edad. Sus monólogos interpretando una situación serían los fundamentos de su futuro empleo, como, por ejemplo, cuando piensa si Morishima desearía que él la espiara mientras se baña. Parece una conclusión valida teniendo en cuenta sus antecedentes: habiendo pasado más de un año conociéndose, se concluye que serían más sinceros con estos pedidos, como ou Tsubasa. Morishima podría haberse ofrecido a lavarle la espalda. La conclusión de Junichi sobre ser un voyerista no estaba totalmente equivocada, ya que Morishima se puso una pieza bastante transparente para permitir el disfrute de su novio. Los besos son apenas ocasionales, así que la serie recurre a otras formas de explotar el erotismo como jugar debajo del kotatsu, dando impresión de que se hacen más que cosquillas como sucede en series más pícaras. En su primer arco, Miya presentaba cierta hostilidad a Morishima manifestada en miradas mordaces: no quedaban muy claras las razones de esa animadversión. En otros arcos, se veía a Haruka jugando con ella. Quizás el motivo para ese recelo habría sido que su Nii-nii casi parecía una mascota para Morishima-senpai en aquellos días, lo cual lo estaría lastimando emocionalmente más allá de las típicas bromas entre hermanos. En consecuencia, sería un gesto fraternal de comprometerse con su familia. Al final, la imouto apoya esa relación y no podía ser de otra forma cuando Junichi se vuelve un héroe romántico, pese a su torpeza.

Jessica resultó ser una gran bromista y advierte sobre la posibilidad de que Haruka no vuelva de Inglaterra: en sentido estricto, sería bueno para ella, pues allá tendría un futuro promisorio. Su actitud en los últimos días demostraba, mediante esa tragedia sentimental, que los romances de instituto raramente son eternos. El manga Kimi no Iru Machi, en sus comienzos, trataba sobre ese tema: que la distancia cambia los sentimientos, no resta su sinceridad, pero las responsabilidades pueden tornarse más fuerte que los afectos. Cuando Junichi busca un modo de detenerla, lo hace por ambos, ya que Morishima tampoco deseaba irse. Su plan parecía casi típico de un mártir: habrá molestado a Tsubasa quitándole el privilegio de hablar frente al público sobre un día tan especial como la graduación, pero se trataba de circunstancias excepcionales que requerían medidas extraordinarias y pedir en matrimonio a Haruka delante de todo el colegio distrayendo la atención del objetivo principal de esa reunión sería el evento más extraordinario en la historia de la franquicia. Este atrevimiento podría levantar ciertas quejas respecto del parcialismo o preferencia del estudio con ciertos arcos, porque es difícil no afirmar que la producción tratara a cada chica con más o menos privilegios, siendo Rihoko el mayor exponente de la menos agasajada y Haruka la más beneficiada. Incluso se podía notar cierta malicia, cuando se piensa que Rihoko sigue manteniendo sus sentimientos no correspondidos en cualquier otra dimensión. Parcialidades aparte, Jessica esperaba un hecho así de heroico y, por eso, contribuyó en generar la desesperación de la pareja actuando como un tercer elemento parcialmente en discordia. El matrimonio de ambos debió ocurrir unos años después, ya que los menores de edad no pueden casarse -como fue aclarado en el arco de Sae. Sea un par de años o más, nuestros protagonistas conservan todavía su jovial interacción de las épocas de instituto.

5 comentarios

  1. Quiquedt

    Pues Miya le tenia recelo por que su hermano la estaba ignorando, pero cuando aparece Morishima el le presta toda la atencion del mundo XD.
    A mi me gusta esta pareja por lo ludicos que son, y que ambos tienen la imaginacion y voluntad de jugar. Haruka ciertamente es muy entretenida y el como Haruka-Jessica me gusto.

    Saludos

    6 abril 2012 en 14:17

  2. Diego

    Este arco me gustó menos que en la primera temporada. La aparición de Jessica daba la impresión de ser una especie de apoyo al argumento, dando a entender que decaería un poco en su ausencia y requeriría de dicho cambio para mantener el interés del público. De cualquier modo, me chocó que fuera excactamente igual a su prima. Supuse que no llevaban más de un par de meses en su relación, ya que en la primera temporada, Haruka era una estudiante del último año de preparatoria, tercero, y se hallaban en vísperas del Festival del Fundador, el cual ocurría en las últimas instancias del año. Esto, de hecho, fue lo que impulsó a Junichi a declararse a Morishima, sabiendo que no tendría mucho que perder, pues pronto su sempai se graduaría y no volvería a verla, como lo deja ver al reponerse luego del primer rechazo tras la primera confesión en el segundo capítulo. En el manga lo motiva la misma idea. Esto creo que comprueba que no ocurrió un año en su relación, ni mucho menos, pues Junichi es un año menor y cursaba segundo. Ese noviazgo no tiene más de dos meses. Aún si este no fuera el caso, ninguno de los dos ha madurado. Corrígeme, por favor, si me equivoco. Por eso es que me parece apresurado el tema del casamiento. El final parece demasiado perfecto, irreal, los conflictos y obvios problemas que conlleva una decisión así se solucionan mágicamente. Tras este quedan muchas interrogantes y un sabor a final convencional y poco convincente.

    6 abril 2012 en 18:33

    • Efectivamente podrá no haber pasado tanto tiempo, lo concluí isa por el tiempo transcurrido en los otros arcos y tampoco que la cronología en Amagami sea muy precisa. Con respecto a un final muy perfecto, mas bien seria para hacer el constrate con otros finales no tan perfectos como fue el arco de Rihoko aunque como dije existiría cierta imparcialidad de la producción con cada chica donde Morishima tiene una posición privilegiada

      6 abril 2012 en 22:10

      • TheRock

        Concuerdo profundamente con la gran diferencia de tratos … por sobre todo con la pobre de Rihoco (mi personaje favorito >o< )
        Mucho tiene que ver con lo que vende o no vende ( a mi parecer) uno u otro personaje … es por todos sabido que una "idol perfecta" bien comercializada, vende más … si se vende más, da lugar a generar más cosas y esta "generacion" de más cosas le abre las puertas a más dinero … por algo Morishima Sempai es LA figura (para los coleccionistas de Figuras de PVCcomo yo) que más se vende , o la (unica) que se vende de la serie (dejando de lado un poco a Ai) (las unicas 2 personajes a quienes Goodsmile Company les fabricó una Nendoroid) … basta con comprobar la cantidad de merchandasing que se le dedica solo a Haruka v/s el del desto de los personajes, para de una u otra manera refutar mi idea .

        20 mayo 2012 en 00:10

  3. Francisco J.

    Puedo decir con certeza que este uno de mis animes más favoritos. Y no sólo me refiero al género “Comedia-romance-slide life” Porque en realidad abarca muchos temas. Claro, referentes al tema del amor.
    La primera vez que lo ví pensé que sería bueno; y no hay mejor manera de empezar con el primer arco de la primera temporada y con la chica llamada Morishima (Chica bella, (atrevida, pícara y claro, mayor que uno) con las complejidades de enamorarla . Fue un enganche para todos los fieles a una buen anime de “conquista”. La siguiente Kaoru (Elocuente, directa y muy pensativa). ¿Qué otro tema mejor que hablar de un romance que empieza con unos amigos “tirando al friendzone”? Como nunca falta, la chica moe. Sae (Temerosa, tímida y con virtudes a temprana edad) Una de mis chicas ficticias favoritas Ai (Temerosa, preocupada y resentida) después a la amiga que todos quisieramos tener aparte de Kaoru. Rihoko (Admitamoslo, todos, aunque sea un poco, tenemos una amig@ así) y finalmente, la chica que nadie (o por lo menos yo) la esperaba. Ayatsuji (Doble personalidad, decisivida, agresisa y yo creo de todos) Creo que con esta última chica fue la mejor manera de cerrar la primera temporada.
    He de admitir que me decepcione un poco al escuchar que su segunda temporada sólo iba a contar con doce episodios. Y que no contaría con el arco de MIya ni de Sakura (Y quiero decir que esta última, fue una chica x, en mi opnion) Pero cuando finalmente la ví, no fue necesario más cápitulos. Claro, te deja con la boca abierta y un poco de desear más. Tíṕico en las series muy buenas de 12 a 13 episodios. Y haciendo mensión a este motivo del análisis de este espacio, fue muy buena idea de finalizar la serie con Haruka, aun sabiendo que sería autoconclusiva.
    En fin a mi opinión y comentario muy extenso; a pesar de que estoy de acuerdo con los comentarios anteriores, es un anime muy bueno. Con el dibujo muy realista (Cansa a veces mirar a dibujos de chicos de secundaria que parecen muy diminutos a lo que aparentan, sin hacer lado el estilo del autor) y cuidado. Con historias muy diferentes y llamativas en cada arco. Y aunque a veces cansaba un poco la actitud de nuestro protagonista, creo que esa era la intención de la trama, ser identificable con él. Siendo chico. XD.
    Para por fin conluir, es un anime muy recomendable. Siendo para todos los chic@s. QUe por cierto, veré esta misma noche, la primera temporada otra vez.
    Saludos.

    1 julio 2013 en 22:45

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s