Tu pasaporte en español para disfrutar de un fuwa fuwa time intelectual

Rebuild of Evangelion 1.11-2.22: Una enumeración de algo ya sucedido

Se necesito una serie y tres películas para llegar a esto...

Dicen que un artista, o cualquiera que desempeñe un papel creativo, es un dios que se autodestruye, alguien cuya personalidad es tragada por un abismo insondable. Mientras que la mayoría terminaríamos en terapia intensiva o en un suicidio, el artista es capaz de hacer de esa pasión incontrolable algo interesante, quizá bella o lanzarnos a la cara el horror cósmico de lo más siniestro que hay. Una historia que comenzó como un modo de sublimar los impulsos destructivos de un personaje perturbado devino una franquicia que alcanzo resonancia mundial. Así es recordada la parte teatral de esa historia insulsa, llena de tantas muertes, de tantas depravaciones que fue esa obra noventera de Hideko Anno. Deprimido y al mismo tiempo cada vez más y más decepcionado de la comunidad otaku, asediado por sus demonios internos y sin dinero para financiar su más grande proyecto, estas condiciones anímicas se sumaron para devenir en lo que fue Neon Genesis Evangelion, una deconstrucción del género mecha de Acción. Ahora, felizmente casado y mucho más rico que nunca, el viejo productor ha revisado su trabajo original para darle un giro (todo lo anterior tómese como sarcasmo). Pero como siempre, ningún personaje de Eva puede dar un paso sin retroceder dos, caer en un estado psicótico y convertirse en un ejemplo perfecto de una patología psíquica. “Es extraño que Evangelion se haya convertido en un éxito. ¡Todos los personajes son tan enfermizos…!”. Quizá mucho de eso ha desaparecido, desvaneciéndose en los rizos del mar rojo…

¿Qué falta en estas imágenes? Estabilidad mental...

Para muchos que llevamos más de diez años viendo anime, Evangelion es la razón, o una de muchas, por las que nos unimos para compartir esta pasión por la animación japonesa. Ahora que se aproxima el estreno de la tercera entrega de la tetralogía de Rebuild –se rumorea que está será mucho más oscura que las dos precedentes–, sería necesario volver a comentar algunos aspectos relevantes de una de las franquicias que ha marcado la historia del anime: no porque sea la mejor o la más popular, sino porque realizó en su momento la apuesta de crear un producto audiovisual que desafía al espectador a dialogar con la obra. Solamente daré algunas opiniones generales de una historia por lo demás cargada de pesimismo, de reflexiones, de simbolismos insensatos. GAINAX fue sin duda uno de esos estudios de animación que es difícil de definir. El adjetivo Gainaxxy es prueba de ello, pues revela la equivocidad propia de una serie con una multiplicidad de sentidos: al principio significaba pechos que rebotaban de modo extraño, después se convirtió en una angustia existencial, seguida de un final que nadie entendía, para pasar a referir un hiper-quinético lápiz labial psico-sexual. Y así mismo es Evangelion. Como Gainax nunca ha dejado de producir cosas salidas de lo común, en donde se experimentan las pasiones más incontrolables y extrañas de todas, con toneladas de luces de colores y desarrollos que producen un verdadero mareo intelectual, ahora que uno de sus fundadores ha creado su propio estudio (Khara Studio, alegría, jubilo), nos encontramos con algo que a nivel visual es mucho más impactante, debido a que la serie original se quedó sin presupuesto en sus últimos episodios. Evangelion fue sin duda una de esas series que no podré olvidar, y sus nuevas entregas me recuerdan esa sensación de antaño… Aunque no es lo mismo que alguna vez vi, pues ya soy otro y el mundo ha cambiado también, no puedo valorarla de la misma manera, al igual que, supongo, Hideaki Anno ve su trabajo ahora desde otra perspectiva. Hay fans o seguidores que consideran que esta nueva adaptación no le llega a los talones a la serie original, y puede ser cierto a nivel general, aun así creo que es un excelente ejercicio de metatextualidad (más abajo daremos una definición del término) que no debe ser pasada por alto para quienes alguna vez vieron la serie original. Entiendo un poco mejor la historia al haberme familiarizado con las corrientes psicoanalíticas y hermenéuticas que se plasman en esta obra, pues cuando la vi por primera vez no entendí nada de lo que sucedió o qué demonios se proponían al crear algo tan bizarro. En esa repetición incesante que compone el ciclo de los días cotidianos, sentimos como si en cierta forma volviéramos sobre nuestros pasos para vivir una vida que se ha transformado. Claro, las cosas se repiten, pero no de la misma manera. Rebuilt es un retelling de un anterior cuento, tal vez pierde en profundidad lo que gana en adrenalina. Sería algo así como inyectarle una dosis de Tengen Toppa Gurren Lagann a una serie deprimente. Sin embargo no considero a las películas malas, solamente diferentes y adaptándose a un ambiente nuevo en que se ha radicalizado algo que ya existía: el hecho de que se haya introducido un nuevo personaje, Mari, que parece encarnar el moe del anime contemporáneo dice mucho (su papel, dentro de la trama, sigue siendo desconocido). Y aunque el nivel de esperanzas se ha incrementado, no significa que la historia desarrolle un trabajo más feliz, de hecho, pesa sobre ella una cruel ironía que demuestra con crueldad una negatividad sin límites, especialmente en las secuencias más tristes. Casi darían a entender que toda acción es inútil y todo discurso insustancial. Toda forma de moral, de justificación, es vista de modo despectivo, un autoengaño. ¿Quién puede olvidar que la muerte de los ángeles es celebrada con arcoiris y mares de sangre? ¿O qué los momentos más devastadores, por ejemplo, cuando Asuka es golpeada inmisericordemente por la Unidad 01, suena un canción conmovedora que finaliza diciendo “hasta que nos volvamos a encontrar”? Hay una disociación entre la música, los efectos visuales y la construcción de los enunciados del mismo plot. Las imágenes siguen su propio tiempo, como si se desviaran de su narración, y las voces siguen su camino, como si dijeran algo que no tiene sentido. Las peleas son desesperadas, poco elegantes, luchas de supervivencia que rayan en lo angustioso. Hasta se grita, se llora y retuerce por llevar a cabo tales luchas. Muy lejos de la elegancia badass de las tradicionales luchas con robots, donde los pilotos y las entidades mecánicas no son uno más que a nivel metafórico. En Eva, la gente sí siente el dolor de sus extrapolaciones gigantescas, representado por medio de burbujas que explotan con violencia en el LCL. Aunque en ciertas ocasiones se lucen en la animación y la sincronización, sin embargo, son pocos los pilotos que manejan un alto grado de refinamiento, mostrando una violencia más bien cruda…

Los títulos dicen mucho de por sí: juegan con un doble sentido donde el significado negativo es puesto entre paréntesis, esperando fundirse con el film en cuestión. Se trata de una suspensión de la carga de angustia que impregnaba la serie original, donde todo el elenco experimentaba, capítulo tras capítulo, el desplome de sus vidas tanto a nivel material como psicológico, hasta que se volvían un líquido rojo que componía los océanos. No se sabe a ciencia cierta si en realidad se trata de una versión más ligera, menos oscura de su predecesora en cuestión, o incluso de una “reconstrucción” más optimista y con un final diferente. Simplemente se nos bombardea con rayos de esperanza, con escenas que cargan una cierto gozo y, sin embargo, en el fondo, pareciera que el gore, el horror, latiera en su centro, volviendo sobre lo que parece menos espantoso. Se siente algo ternura, algo de alegría, no obstante permanece la interrogante, permanece en potencia el despliegue de terror, de sufrimiento que caracteriza esa misma idea de ausencia y existencia. Así el (no) estar solos o el (no) poder avanzar no tacha, no revierte, la condición misma que señala. Claro, los escenarios no dejan de tener ese toque característico que los hace lúgubres y sombríos. Solamente hay que ver el primer minuto de You are (not) alone para revivir, esta vez con mayor lujo de detalles, la devastación planetaria que consume la tierra después del segundo impacto. Ciudades en ruinas donde el mar ha invadido la tierra firme y el suelo se llena con cráteres: barcos atravesando calles, vagones de trenes descarrilados, enormes manchas de sangre, con figuras gigantescas trazadas con tiza. Un océano interminablemente carmesí, un mundo que se desmorona poco a poco, una historia que comienza mal y que se va haciendo peor. La sangre que derraman los ángeles llena el mundo de colores, casi cantando la alegría de la muerte, no solo propia, sino del enemigo destruido que es motivo de júbilo.

Aunque el principal tema de la serie no ha variado: la soledad. “Cuando bloqueo mis oídos también logro bloquear mi corazón. Entonces no tengo que enfrentar este mundo que odio”. En la famosa parábola de Schopenhauer, el dilema del erizo, se reencuentran los motivos preponderantes de porque dos personas no pueden acercarse, al menos de que estén dispuestos a lastimarse en el intento. Esta temática, que constituye el hilo que amarra gran parte de los argumentos centrales en la serie, aparece bajo distintas figuras. El campo AT (Absolute Terror field, campo de terror absoluto), que permite la existencia separada de todos los seres vivos independientemente de los otros, describe, de modo visual, el símil schopenhaueriano. Los ángeles, que poseen los campos AT más fuertes entre los seres vivos, son en realidad los seres más solitarios, temerosos los unos de los otros, se embarcan en una guerra de exterminio. La misma serie juega con la interacción violenta y afectiva por medio de una exposición brutal. Dos ángeles que se acercan lo hacen para causarse daño: se trate de un combate con monstruosos Eva o de una convivencia amorosa entre dos personas (la humanidad es el dieciochoavo ángel después de todo), alguien sale herido: el elenco termina cargando con las pesadas culpas y problemas que los hunden en la desesperación.  Como la interacción está marcada por las categorías de amigo o enemigo, esa interacción termina desenvolviéndose o en un exterminio de la individualidad ajena por medio de una mind rape completa (para destruir a los ángeles hay que eliminar sus campos de protección, que representan su deseo de permanecer aislados), o en la penetración colectiva que termina disolviendo la individualidad de la raza humana para llevarla a un estado superior de existencia (el deseo final de SEELE y su Proyecto de Complementación Humana). En la medida en que la convivencia y la cercanía de los otros se convierte en objeto de dolor y angustia (dos erizos que buscan el calor del otro, cuando se acercan terminan lastimándose con sus púas)  es la metáfora que resume todo la historia, y que en End of Evangelion se convertirá en la máquina trituradora de la humanidad cuando el tercer niño decida rechazar cualquier contacto con los demás y provoque el fin del mundo. Pero eso no es todo. Volvemos a encontrar el motivo de la soledad en los pilotos cuando activan a los gigantes biotecnológicos. Como los EVA han absorbido las almas de sus madres (en el caso de Asuka y Shinji principalmente), resulta que la añoranza de los hijos por sus progenitoras se convierte en el vínculo que conecta y permite la sincronización entre los dos entes. Como los elegidos están repletos de soledad y depresión, atraen hacia sí la atención y el cuidado de sus madres. Recordemos que los pilotos manifiestan que el único lugar en el mundo para ellos se encuentra dentro de la serie EVA: se trate de Shinji, Asuka o Rei, ninguno siente que pueda conectarse con el resto del mundo sino por medio de asirse a esas armas de destrucción masiva que son movidas por el amor. El título de la primera película es muy apropiado, después de todo se trata sobre el encuentro de Shinji con personas que marcan su pasado, su presente, su futuro. Aquí, donde los personajes temen el estar muy cerca de los otros, resulta que el mismo factor de diferenciación se convierte en uno de los causantes de sus múltiples patologías: la falta de capacidad de Shinji para asociarse a los otros y su deseo de huir, el tsunderismo de Asuka, el aislamiento de Rei, la bastardía de Gendou, el odio de Ritsuko, la cruzada de Misato contra los ángeles, etc… son manifestaciones particulares de ese mismo miedo congénito a estar solos. Algunos personajes, manifiestan un amor tan grande por el resto, que consideran que no darles a conocer su verdadero yo salvará al otro de un gran desastre – es la razón por la que Gendou abandona a Shinji, irónicamente esto causa en el tercer elegido la mayor herida de todas.

Los personajes sin duda son lo más complejo para analizar. Son el resultado de los años de terapia del mismo Anno, sin embargo, son la manifestación visible de las ideas de Sadomoto sobre el dibujo. Tanto el escritor, como el diseñador, se adentran en el terreno común de la expresión de emociones y pensamientos, a nivel manifiesto, a nivel del pensamiento. Por esa razón, los esbeltos y realistas personajes hechos por Sadomoto complementan el perfil psicológico de Anno. “Un cambio emocional causa ciertos músculos en la cara tensarse, produciendo una ‘expresión’” (Yoshiyuki Sadomoto). Esa tensión en los músculos define una pneumática de las expresiones, es decir, una correspondencia del ánimo y los gestos. De ahí la expresividad de los diseños que al no caer en las convenciones gestuales normales exageradas en muchas series, terminan mostrando una gama de distintos matices que los hacen más cercanos al común de la gente. Shinji, por ejemplo, es la descripción del desmoronamiento psicológico. Pasa por los estados de furia, tristeza, represión, hasta culminar en la catatonia. Quizás por esa razón el mismo se ha convertido en un personaje desprestigiado ante los ojos del público, que lo ve con apatía y lo considera una basura. En palabras de Asuka: “qué asco”. ¿Por qué? Bueno es demasiado humano, en un sentido de bajeza.  Él es el anti-héroe por excelencia. Hombros caídos, mirada perdida en el piso, llora en las batallas. No es elegante, no tiene habilidades especiales, se llena de pánico cada vez que está en peligro. Cuando pilotea por primera vez su Eva se tropieza al dar el primer paso. Lo golpean en la escuela. Huye a la primera oportunidad. Duerme en cajas de cartón en la calle. Un niño desamparado. Shinji grita de desesperación cuando es herido en su primera batalla contra Zariel, y en las sucesivas no hay que decir más. No obstante, lo interesante resulta más bien el proyecto de crianza del chico traumatizado, que parece haberse convertido en un sello de la propia franquicia, debido a la gran cantidad de mangas y novelas visuales que exploran alternativas versiones del mismo sujeto, igual que esta serie de películas. En Evangelion era común ver a Shinji postrado en el suelo, en Rebuild se lo ve casi desenvolver un rol parecido, excepto que mostrando una menor paciencia y siendo mucho más agresivo. Destruyendo la pirámide de Nerv, amenazando a su padre, despertando el poder del Eva por medio de su deseo interno más profundo. Si Simón de Gurren Lagan estaba dispuesto a sacrificar a la chica para conservar el orden del universo, entonces esta versión de Ikari sacrifica al universo para salvar a la chica. Por otro lado, muchos personajes han perdido o han cambiado actitudes que en otro tiempo jamás hubiéramos imaginado que podrían superar o aspirar superar, aunque siguen componiendo un interesante cuadro clínico. Azuka sonríe de corazón, incluso ha perdido su repulsión a las muñecas – lo cual es mucho– contentándose con un títere de trapo que tiene su nombre grabado; y termina respetando a Rei, incluso al precio de cederle su interés amoroso (que por cierto, ya no es Kaji), pero mantiene sus tendencias narcisistas y un terrible desorden de personalidad que la conduce a ser antisocial. Gendou ha devenido en un bastardo menos reprobable, al menos no se mofa de la gente en los peores momentos y parece un poco más preocupado por su hijo, aunque sigue teniendo planes megalomániacos que lo hacen querer ser dios. Rei se ha vuelto más abierta, al precio de continuar siendo esquizofrénica y estar obsesionada con la muerte. Misato no ha cambiado mucho, pero parece haber desarrollado una mejor relación con Shinji, mientras sufre de estrés post-traumático y una gran inestabilidad emocional, que la lleva a justificar acciones bastante imprudentes y con pocas posibilidades de triunfar (aunque resultan ser las decisiones correctas al final). Lo mismo sucede con los diseños de los Eva, que dejan de lado la inorgánico de los robots del género mecha para acercarse a organismos vivos, con movimientos ágiles y nada mecánicos, que recuerdan, en la carrera para detener al “ángel bomba”, a corredores de pista en una olimpiada a toda velocidad, algo que, por supuesto, no sucede en la mayor parte del anime que secunda a los robots gigantes. Al mismo tiempo, esos enormes oni artificiales, llegan a expresar emociones de locura y salvajismo, incluso de determinación y deseo, al fin y al cabo son seres vivos revestidos de metal que sella sus poderes y domina sus voluntades.

Quizá abría que señalar que la historia misma se desarrolla en medio de un laberinto que los mismos protagonistas deben a travesar como pueden, aun cuando terminen cayendo en un profundo pozo sin fondo. En cierta forma el cuartel general representa en su entramado los pliegues y repliegues del cerebro que funciona como esquema para su composición (GEHIRM, en alemán es cerebro), un lugar aislado que controla todo y cuyas neuronas se extienden por un espacio ilimitado, manteniendo bajo su jurisdicción una fortaleza de supervivencia bien enclaustrada. No es casualidad que NERV (nervios) mismo este compuesto como un sistema de ductos, pasillos, escaleras, ascensores, tubos y cables que recorren instalaciones secretas, guardan secretos y lugares que incluso sus más antiguos miembros desconocen, intentando, de algún modo, copiar el cuerpo humano. Tal vez no sea coincidencia que cuando Misato y Shinji llegan al cuartel por primera vez se declaran perdidos, y posteriormente los mismos protagonistas se consideran perdidos a nivel simbólico en sus psiques sin saber que rumbo tomar o que enemigo destruir. No por nada, aún los personajes con mayor antigüedad en la base, como Rei, declaran que hay lugares que no han visitado (en el manga, el jardín en que pasa una tarde con Shinji le era indiferente antes de conocerlo con él). En el fondo de cada alcantarilla y cada recoveco hay algo más que está dispuesto a emerger para asustar, hasta que se llega a la enorme escena de crucifixión en la que Lilith se encuentra dormida y con la mitad de su cuerpo faltante. Recordatorio inexorable de que la vida pende de un hilo muy delgado, mientras que más abajo se encuentra la luna negra que dará fin a la vida misma. En cada túnel hay recuerdos, hay huertos, hay salones de protección o incluso puertas secretas. En ese descenso a los infiernos surge lo subterráneo mientras los ángeles buscan alcanzar el núcleo mismo del cuerpo de la humanidad, sacrificado y puesto en una picota, porque la madre de todo debe ser defendida a capa y espada. En ese lugar lleno de tecnología bizarra y esquizoide, debemos pensar que cada nueva puerta oculta algo, y debajo de ese algo hay algo más. El sistema de control, que se funda sobre una asimilación del organismo a la operatividad técnica, crea exclusas y sellos que guardan y vigilan secretos: cuando se pone en estado de suspensión a la Unidad 02 se realiza una actividad de ese tipo. Claro, la cadena residencial misma establece un paso bastante oscuro, en que se funden símbolos judeo-cristianos con la más alta tecnología moderna. Mas no olvidemos que ese mismo blindaje tecnológico no sirve para nada, porque son las personas mismas quienes enfrentan sus temores, más aún en los momentos críticos, donde los mismos sistemas de defensa fallan y se revela la flaqueza humana. Los misiles, los aviones, los tanques, las armas de destrucción masiva son inútiles contra los miedos esparcidos por los ángeles. Los Eva, seres sintéticos creados a partir del mismo enemigo, se convierten en los salvadores, pero solo les es necesario dar un paso, liberarse de sus armaduras opresoras, para acabar creando una catástrofe universal. Es interesante que los mismos dispositivos de dominio y control estén sometidos a presiones inmensas que terminan revelando sus deficiencias mismas. El elemento humano, entonces, se vuelve relevante. Una de las razones por la que la serie fue aclamada y odiada, es que el eslabón de la cadena que se rompe no es la máquina, sino el piloto, al final se abandonan las grandes batallas o pasan a ser secundarias, cuando sus conductores caen presa del pánico o de la impotencia de mover un músculo…

Otro de los aspectos que hicieron a Evangelion innovador en su momento fueron los conexiones meta-textuales, si se quiere, que Anno realizó con otros anime anteriores y contemporáneos. Se ha acusado a la serie de ser una copia de otras, como Gundam y Space Battleship Yamato, sin embargo eso es no entender por qué reaparecen los mismos enunciados en una trama distinta. La metatextualidad es la relación crítica que tiene un texto con otros, es decir una interrelación donde un texto se apropia o reproduce los enunciados de diversos textos. Solamente cuando un texto deviene un reto para el lector, entonces se hace interesante, como si conectara distintos puntos y trazara una espiral que absorbe las cosas a su alrededor, y fuera necesario reconstruir el sentido de lo que se está diciendo, porque este sentido se ha diluido en miles de fragmentos. Una tradición muy antigua hace que los textos sean palimpsésticos. Anteriormente, cuando el pergamino era un bien escaso, no era extraordinario que se llevara a cabo un raspado en el que se borraban los textos que ya estaban escritos para escribir nuevos, aún así se dejaba huella de su uso pasado: se producía, entonces, un palimpsesto. En esa perpetua reescritura surgían de nuevo las mismas palabras, y el texto se enriquecía por la existencia de diferentes estratos. Aquí, el texto pierde su progreso lineal y se cierra en un círculo. Recuerda al Yo canto de los poetas antiguos que invocaban la autoridad del pasado para alabar a sus héroes y dioses. Así empiezan a resurgir los simbolismos cabalísticos, las reflexiones psicoanalíticas, las figuras de Nausica, las historias de Yamato, el nombre de Toiji, la música de Beethoven, etc. Ahora bien, como Anno introduce el post-modernismo en el anime, se produce un palimpsesto:

Ya no hay espacio para la originalidad absoluta en el ámbito del anime, especialmente teniendo en cuenta que nuestra generación creció bajo cantidades masivas de anime. Todas las historias traen consigo una inevitable sensación de déjà vu. La única manera de expresión abierta para nosotros es un collage de obras ya existentes. La gente que hace anime y la gente que lo ve quieren ver las mismas cosas. Los creadores han estado haciendo la misma historia durante 10 años, los espectadores parecen estar satisfechos y no hay sentido de urgencia. No hay futuro en eso.

Esas palabras que pronunció hace dieciséis años parecen haber hecho época. En la medida en que la máquina mediática parece girar en el vacío, los mismos sentidos se repiten interminablemente. Las hordas de fanáticos siguen esperando pacientemente la nueva revolución mediática (siempre se busca que aparezca el gran anime que redefina por completo un género, se prefiere eso a las toneladas de basura que se producen en la actualidad), mientras a un nivel general se busca producir la revolución tecnológica, política, cultural y social decisiva. El mundo capitalista, en su afán por las novedades, no ha dejado de alimentar el mito del gran cambio de época, no obstante sucede lo mismo que con el Mesías que esperan los judíos: es plausible que ya haya venido y no nos hayamos dado cuenta de que ha venido (igualmente en estas adaptaciones parece que el apocalipsis ya sobrevino y no estamos seguros de que ha sucedido). Así mismo, las nuevas presentaciones cinematográficas de Rebuild rebuscan en la basura lo que ya ha sido desechado, y por un movimiento que recuerda al bricolaje empiezan a usar los detritos olvidados por el tiempo para erigir un nuevo edificio, un nuevo proyecto, una nueva creación. A nivel de la historia los protagonistas reutilizan los escombros de los caídos, en otro nivel el director mismo reacomoda las piezas ya utilizadas. El ojo que se anega en la opulencia de las cosas nuevas termina por perderse, mientras que el ojo que mira en los residuos y fisuras es capaz de llevar a cabo un bricoleur creativo por necesidad de una fuerza motora que convierte los residuos en fuente de inspiración. Con la fuerza de este reciclaje universal lo que esta caído se vuelve a alzar, lo atosigado empieza a despejarse y lo viejo relucirá como nuevo. Entonces la operación se reinicia y entendemos que este movimiento es el que ha posibilitado el avance histórico (no necesariamente progresista) de todos los ámbitos del ser humano…

Anima

Dejando de lado las disputas entre los shippers acerca de que mujer sería más conveniente para un pobre traumatizado como Shinji, deberé alejarme del terreno común para entrar en la psicología de las profundidades y entender la problemática relación entre Rei y Shinji. Hay un punto en donde parece que sus límites se hacen poco claros e imprecisos, cuando en el balbuceo de sus nombres Ayanami confunde sus propias individualidades en el primer film: “Shinji… Rei… Shinji,…Shinji, ¿Ayanami…Shinji? Rei… Rei, ¿Ikari… Rei? No, Ayanami Rei”. Más que fomentar la eterna y repetitiva represión de la conciencia que intenta rechazar la idea del incesto, debemos adentrarnos en lo mítico y psíquico, para así desviarnos de la repulsión patente que continuamos experimentando los fans a nivel consciente. Esto, por supuesto, son conclusiones sacadas de un estrato o nivel más abajo, es decir, de un inconsciente productivo que no deja de formar imágenes y simbolismos, del cual su representación no es otra cosa que un efecto de superficie. Ante este, la supuesta represión es más bien un chiste malo y barato. Hay una conexión que ha sido sugerida desde el primer capítulo de Evangelion, pero que sólo se ha hecho patente con los años y se ha profundizado en posteriores entregas de la franquicia: el manga de Sadomoto y las nuevas películas de Anno tienden, por oposición a la saga original, a darle más relevancia a la relación, incestuosa si se quiere, del primer y tercer niño. Dice Shinji: “Lo que siento por Ayanami no puede expresarse con palabras como ‘me gustas’ o ‘quiero salir contigo’. Es como si fuera una parte de mí que me fue arrancada hace mucho tiempo atrás” (Neon Genesis Evangelion manga, Stage 31, vol. 5). Rei y Shinji son, en forma biológica, hermanos, nacidos del ADN de la misma madre, mas a nivel espiritual, metafísico, su conexión se enlaza por medio de mitos. Visualmente ambos son copias al carbón de Ikari Yui, eso se nota principalmente cuando se observa con cuidado la composición de sus cuerpos y rostros, especialmente lo curveado y femenino que se ve Ikari-kun, con lo cual incluso se ha jugado en novelas visuales y arte oficial. Shinji es, al fin y al cabo, un genderswapt de Nadia: El secreto del agua azul como todos sabemos. De hecho, si no fuera por la diferencia cromática de sus respectivos diseños, ambos serían gemelos. Como sabemos, Rei es un clon de Yui y Shinji es el hijo concebido naturalmente por esta última. Dos entes que oponen lo natural y lo artificial en el plano ontológico. Pero la conexión de ambos trasciende esas implicaciones. Para entenderla hay que dejar de lado las explicaciones de la subjetividad proporcionadas por la sociedad capitalista, para quien los individuos son seres solitarios en busca de ganancia personal en medio de una masa alienada por las fuerzas económicas y políticas. No, hay que acercarnos desde otro ángulo, a la manera de los místicos, en que la subjetividad se encuentra fracturada y en esa fractura descubre su vida y alegría. “Estoy solo, por lo tanto somos cuatro”. En esa división y composición de una psique dividida, la subjetividad no es vista como una unidad de un sujeto de conocimiento o de libre elección racional, antes bien es una multiplicidad de formas que dialogan entre sí. Es el ángel guardián, o la musa de los poetas que inspira al soñador de las creaciones nuevas. En la psicología junguiana se le ha dado el nombre de Animus (espíritu) y Anima (alma) a esa doble unión que pre-existe a todo sentido, y que en su encuentro desarrolla ese pleno deseo de estar juntos (coincidentia oppositorum). En el lenguaje del simbolismo, Shinji es la parte masculina de Rei, como Rei es la parte femenina de Shinji, que a su vez se subdivide en un doble juego, formando un cuarteto. En esa unión espiritual, cada polo abreva en el otro, beben de las fuentes comunes que comparten sus almas. En el plano antropológico, este símbolo habla del hombre y la mujer que dialogan y se confiesan sus deseos, para comulgar por medio de las cuatro uniones que componen su intimidad. Rei: “Yo soy tu corazón, yo soy tus deseos. Dime… ¿Qué es lo que deseas?” (Neon Genesis Evangelion manga, Stage 90, vol. 12). Siguiendo ese entrelazamiento de Eros y Psique, habría algo de prohibido, de pecaminoso en esa unión fraternal o maternal que empuja a dos mitades a reencontrarse. En ese sentido las nuevas secuencias de la película, junto con las nuevas escenas del manga, adquieren una connotación distinta: cuando Shinji abordada el tren de sus pesadillas para hablar con su yo anterior, era atormentado por las palabras de su conciencia. En You are (not) alone, esa conciencia se ve impregnada por la figura femenina del doble de su madre, a quién toma de la mano en el último instante. Más aún, en el final de You can (not) advance, además de que Shinji grita las palabras “devuélveme a Ayanami”, la única diferencia que los separa (sus respectivos colores) se borra, mientras ambos terminan flotando iluminados por una luz intensa que los vuelve blancos, es casi como una especie de anamnesis de las imágenes que componen la psique de Rei, compuestas de agua y luz, un medio acuoso centelleante… Llamas azuladas y ojos rojos liquidan las características particulares que los separaban, mientras se disuelven en la espesura del útero materno. Si la Shogoki/Yui es en realidad la encarnación de la madre de ambos, entonces no habrían sino regresado al huevo nutricio del que salieron, a esa burbuja que cubre y protege el interior blando y líquido. “El ser es redondo”, dicen los fenomenólogos. Y si seguimos esa intuición diríamos que hay un síndrome de Jonás en ese deseo de fundirse en el vientre de alguien: la expresión el camino más corto al corazón es a través de su estómago adquiere su sentido, actúa tanto a la manera de una metáfora como de un continente vivo que representa los sentidos en su totalidad. Entonces las cicatrices en los dedos de la jovencita de ojos rojos se hacen entendibles, señalando su dedicación al acceso del mundo por medio de la comida, pues ella misma experimenta el sabor, la belleza de los sentidos que convergen en el vientre. Matriz en la que convergen las formas de la interioridad. Hay verdades que no se escuchan o se ven, se ingieren –los alimentos sagrados que el misticismo provee en muchas religiones–. La asimilación del órgano S2 de Zeruel, por parte del Eva 01, es correlativa a la digestión de los pilotos por parte del nuevo estado divino que permite la liberación de la cautiva, que se funde con otro ser al liberarse de la oscuridad y soledad que la aprisiona (en contraposición del recipiente del ángel que permanece negro en el fondo de una laguna, la luminosidad del abrazo de Rei y Shinji marca un punto de inflexión importante). No olvidemos, que la misma Rei conserva consigo la más preciada posesión del chico, se vuelve su custodia y la carga consigo, reemplazando las gafas de su anterior héroe por el walkman de su nuevo compañero, el cual permanece a su lado, aún en la más grande soledad. Esa simbología de la madre se hace más patente cuando pensamos que Lilith/Rei es al mismo tiempo la madre de la humanidad y está compuesta de partes de la madre de Shinji, elevando lo eterno femenino como figura poética de la ensoñación profética. En esa fusión lo que se descubre es una androginia pura que dispara el tercer impacto y el fin del mundo, mientras los dos hermanos se abrazan y sonríen cálidamente. La sonrisa es el símbolo de la comunicación humana, del regocijo del intercambio afectivo. Un retroceso a un estado primigenio…

8 comentarios

  1. Mikel

    Las frases que dice Kaworu hacen pensar que esto mas que un spin off vendría a ser sucesos posteriores al tercer impacto.

    26 marzo 2012 en 13:28

    • Mucho se ha discutido acerca de eso. La línea que usa Kaworu al final de 2.22 es “kondo” (今度), que quiere decir “esta vez”, pero también “ahora” o “justo ahora”, o “esta vez” o en “otra ocasión”, además de ser una palabra bastante ambigua puede significar muchas cosas. Lo mismo con los diálogos al final de 1.11. Lo que digo es que eso no ha quedado claro todavía y habrá que esperar hasta la 3.0 para estar seguros. Podría ser sólo un juego o ser algo serio, no lo sé. Por ahora todo lo que sabemos de tratarse de una continuación viene del lado del susodicho diecisieteavo ángel, agregando a eso los mares rojos, el chorro de sangre en la luna, el hecho de que esta vez todos saben que es Lilith y no Adam quién esta en la base de Nerv, etc…

      26 marzo 2012 en 14:58

  2. Evangelion me hizo recordar mis clases de psiquiatría, los transtornos de personalidad de la mayoría de los personajes son “de libro”, además de las referencias a la Kabalah judía en varios episodios (Lilith, el Sephiroth), y tantas cosas que la serie ha mostrado, es además de una obra maestra, un compendio de una gran gama de conocimientos en muchos campos del saber humano (además del pretexto sólo para ver a Misato).

    27 marzo 2012 en 21:29

  3. davidvfx

    Llego tarde a la fiesta pero mas vale tarde que nunca….

    Hideko Anno…

    fortuna87 si alguien me preguntara que fue lo que mas me intrigo y sorprendio de esta obra fue este “Hombre” Hideko Anno; desde el primer articulo que lei en mi vida que contaba el desmonoramiento emocional y sicologico (ya no dire lo economico) no me lo creia! ¿Como era posible que alguien con tal situacion lograra un trabajo tan exitoso comercialmente? (no me metere con lo artistico todavia)

    Pero analisando obras como ‘AngelEgg’ y con opiniones de otros analistas es verdad no podia negar la situacion de conflito religioso y social (y economico)… Todavia me sorprende que todo lo que me llamo la atencion esta serie: animacion, direcion, guion, ect ect… al final palidecio, para mi, el saber el Caos que habia todo atraz…

    Creo que si el Genio de la Lampara se me apareciera y me dijera: “david te consedere un deso con respecto y unicamente sobre el anime Evangelion”… pues no le pidira cambiar el final o me convirtiera parte del equipo creativo, no! nada de eso! Pediria tener sentado a Hideko Anno y contestara todas mis preguntas (traducidas al español y me dijera la verdad verdad) y e contara toda la “verdad”… Ya que seamos realistas todos ocultamos secretos y no me creo que Hideko Anno no haya contado todo de verdad en esas entrevistas.

    GAINAX….

    Es verda que el Estudio es multifasetico, pero creo que es esa ya es carcateristaca de su dirigentes y es que no han perdido esa manera informal dedirigir el estudio… no se si sera por que los dirigentes actuales son los mismo que lo crearon, y les gusta todavia seguir a la deriba sin rumbo fijo… eso podria explicar el rompecabezas de series que an creado.. pero igual desconosco quien dirije actualmente.

    Sobre si son los personajes mas complejos…

    mmmmm… son complejos y mas cuando estas bien la serie por primera ves y si son los de la version Televisiva (los de la pelicula son mas genericos y parecidos a los de otras series)… pero cada ves que escucho un debate si son o no… No me puedo evitar acordarme de Lain Iwakura, mejor conocida como LAIN a secas de la serie Serial Experiments Lain… no se si esta serie surguio como trolleo de los productores al decidir “vamos a crear el personaje mas Complejo del anime, mas que evangelion”… Vamos Lain surgio despues de Eva y tematicas parecidas , pero es que a pesar de tener 1 año y medio de diferencia, una serie de TV nueva se tarda a veces hasta 4 años de planeacion para que salga como paso con Escaflowne (que igual acusada de contramedida de la otra cadena para competir con EVa en esa fechas)…

    La verda es que desde Eva es casi un fenomeno como el del Iphone de Apple; que todo celular que sacan otras compañias lo Comparan (aun que no esten dirigidos al mismo mercado) o le dicen que le copiaron… Me acuerdo que cada mecha Posterior a Eva fue acusado de copiar a Eva y historia religiosa por igual… Vamos que ya las tematicas del cristianismo no eran nuevas en el manga y anime (angelSantury) y los mechas de cuerpos delgados tampoco.

    Que si Rahxephon, Eureka Seven, SkyGirl! (no se donde) y hasta Gundam por la noda de muchas veces los ponen como anegeles (que yo sepa es mas viejo que Eva)… La revolucion de Mechas Anorexico… si no me falla la memoria ya habia visto algunos con cinturita que parecieran rama de olivo que envidiria hasta Conan el Barbaro (ese si tenia una cinturita), por dar lo mas vago de memoria seria Detonator Orgun:

    Diran que debo estar loco compara el fenomono Eva con el Iphone… pero es que viendolo bien muchos consideran que su aparicion marca un antes y despues en sus respectivas areas.

    Bueno me desivie y Feo…

    Concuerdo con mucho con los perfiles sicologicos de la serie de TV (uno de los platos fuertes), pero a pesar de que quieren mantener perfiles igual de cuestionables, creo que calleron en la versiones Movies en algo mas Random… osea mas genericos… Shinji al ver la pelicula no le vi muvha diferencia otros heroes con mas Gar y mas Hotblood, queriendo mantener (fallidamente) el carcater que tenia en la serie de TV… y una Rei que le sustrajo buena parte de “rebeldia” a la Asuka de TV, dejandola en un estado mas Obediente y sumiso, pero no alejando ese caracter fuerte.

    Podria irme hasta por las ramas tratando de ver a donde se fueron los tantos porcientos de personalidad de cada personaje que me llevaria 3 paginas de textos asi que lo dejo ahi.

    Lo que si podria decir y se lo dije a un amigo muy Emociado con estas peliculas que solo conservaramos el Guion cambiaramos alos personajes (no sus actitudes y personalidades) y escenario y mechas tenadriamos una serie muy parecida a todas las demas… claro si sustituimo a los anegles por Aliens y mechas mas robustos, ni por aki lo acusariamos de copia de evangelion… bueno ese comentario casi me costo una golpisa y unos fuertes ajectivos… casi por que si senti que toque un nervio, lo bueno es que no paso de ahi.

    Los Titulos….

    Gracias fortuna87 me queda claro los titulos, ya en estos tiempos Moe me habia desconectado el cerebro y por ya no tengo tanto tiempo no me puse analisar el por el de ellos…a ahora me queda mas claro… y es que desde The End of Evangelion ya me dio flojera hacer el trabajo de investigacion… se garadece ya me queda claro.

    Tantos puntos y yo sin tiempo…

    Me gustaria platicar de los demas puntos de tu articulo pero en total estoy muy de acuerdo con el analisis (no con todo pero si la mayoria)

    Solo preguntaria a fortuna87 si has visto RE-TAKE?? y es que desde que vi la 2da pelicula no me quito ligeras similitudes… con Respecto a ASUKA: su confinamiento por la infecion del angel, y sus Fisico en en las proximas peliculas… por mas que me diga que es una concidencia… es algo con mucha considencia… concuerdo que las obras parecen dos cosas distintas… pero realmente son Reboots ambas de la serie de TV… y realmente tiene un “aire” de similitudes.

    30 marzo 2012 en 13:37

  4. Querido davidvfx, lamento no haber contestado antes, pero como tu comentario es tan largo, tuve que pensar bien las respuestas que quería darte. Entonces, voy a subdividir mis pensamientos:

    1) Hideko Anno siempre ha sido un personaje salido de lo común, con un fuerte odio hacia la comunidad otaku y que no se tiene por algo muy prominente, pedirle explicaciones de su trabajo, aunque es un buen ideal, me parece imposible, o al menos no sabría que preguntarle a diferencia tuya. Entonces nos vemos obligados a trabajar con lo que hay, aunque sea una mentira…

    2) Debo confesar mi ignorancia en el genero mecha, la verdad es que soy muy adverso a él. No me gustó Transformers, y no me gustó Robo Tech. Recuerdo que cuando era un niño veía Mazinger Z, pero al final no me decante por ese género. De Gundam sólo me vi Wing y no termino de convencerme, aunque tenía una historia dura. Solo Eva, Gurren Lagan y Bokurano han llamado mi atención, de resto, no. Así que cualquier crítica que puedas hacerme en ese sentido es bienvenida.

    3) No considero que sea una mala comparación la de decir que Eva es lo mismo que Iphone: lo usan para todo, lo cual, por supuesto, puede ser molesto. También me parece muy mala la actitud de tu amigo, nunca entendí, realmente el culto que le rinden a Eva, simplemente fue una serie que ejecuto de un modo magistral algunos pautas interesantes y desarrollo un buen trabajo que debe ser reconocido sin caer en una crítica negativa que condena el producto como copia de algo más. De hecho Eva fue uno de los primeros animes en reconocer explícitamente ser una copia de otros, nada de lo que hace se lo inventa de la nada: ni las referencias al cristianismo, que se habían hecho en otras ocasiones, ni los diseños de los pilotos y los mecha, nada. Por eso puse en la entrada los comentarios de Anno sobre la metatextualidad que la serie desarrolla, porque al fin y al cabo es un anime compuesto de muchas partes, y en esa recopilación, que ve la imposibilidad de crear algo nuevo y original, se dedica a deconstruir lo que ya había, viendo desde otro punto de vista los mismos elementos que habían sido manoseados incesantemente. El anime de los noventa se caracteriza por tener tres series muy fuertes en este sentido: Neon Genesis Evangelion (shonen y mecha), Revolutionary Girl Utena (el Eva del shoujo) y Serial Experimental Lain (seinen y ciberpunk), todas tres componen el ataque más fuerte contra sus respectivos géneros, son deconstrucciones de los mismos. Toman los elementos de muchas series anteriores y de discusiones que se habían planteado para darles un matiz diferente, y cuestionando el mismo argumento que desarrollan.

    4) En cuanto a la complejidad de los personajes, hay una parte donde te sigo y otra en la que no te sigo. a) Si Lain es el personaje más complejo o no del anime hasta la fecha es algo que estoy por evaluar, pues pienso hacer una reseña de la serie en el futuro. Considero que Shinji es bastante complejo, sobretodo en sus diálogos internos, que se llevan a cabo en muchas ocasiones y que son muy buenos, pues explora muchos de los temores que él tiene y mucho de lo que él mismo es, en general el cast, en distintos grados, deja ver su complejidad, especialmente en la serie de tv y el manga de Sadomoto, pues en Rebuild han sufrido una gran simplificación. Hasta aquí te sigo. b) No te sigo en cuanto a lo plano y repetitivo que son los personajes en Rebuild, pues es cierto que han perdido mucho en profundidad, sobretodo en la segunda, pero eso se debe a que el sentido del título expone la trama: Tu (no) puedes avanzar. Los personajes de repente no se comportan como ellos mismos, sino que parecen reemplazados por aliens que se hacen ver como ellos. ¿Asuka sintiéndose feliz y jugando con muñecas? Eso es extraño. ¿Rei cocinando para sus seres queridos? Vamos, que están fumando. ¿Shinji reiniciando el Eva con su fuerza de voluntad? Eso es de verdad aterrador. ¿Gendou confesando que esta decepcionado de su hijo? Aquí entramos en un universo alterno. Realmente la película explora el hecho de que los mismos personajes pueden cambiar y dejar de lado sus traumas para ser mejores. Quizá por eso se descarrila por completo en la segunda mitad, mientras uno se pregunta que es lo que pasa. La verdad es que Ritsuko y Asuka pasan a un papel secundario y muy alejado, y se nota un acercamiento descarado entre Shinji y Rei. ¿Cuál es la razón de ésto? No lo sé…

    En cuanto a Shinji como otro personaje GAR y hotblood, pues los ejemplos que me vienen a la cabeza no me permiten pensar en él de esa manera por completo. Creo que Archer de Fate/Stay Night y Kamina de Gurren Lagan son los ejemplos más sobresalientes, mas ninguno de ellos llegó a destruir el mundo por un deseo egoísta, de hecho son la representación de una rectitud en sentido de disminuir al mínimo las perdidas, mientras que aquí uno se pregunta por lo que esta pensando el protagonista. GAR-Shinji hizo prácticamente lo mismo que en End of Evangelion, sacrifico todo por simplemente no querer sentirse solo. El final, por eso, no es alentador, aunque sí muy hermoso. Suena una música de júbilo mientras Tokyo-3 es destruída hasta sus cimientos y se dice que el despertar de Shogoki es el fin para cada especie viviente sobre la tierra. Este Shinji más agresivo también lo encontramos en el manga, recuerdo que tiene un sueño donde apuñala a Gendou y una escena, después de haber liquidado a Toji, donde casi golpea en la cara a su padre. Como los personajes han cambiado en un cierto grado, se despierta la sospecha. Volvemos a la metatextualidad, porque estas películas dialogan con la serie original (los fanáticos de la serie anterior somos conscientes de todos los cambios), de ahí que surja la tentación de pensar que esta es una continuación de lo que sucedió luego del tercer impacto.

    5) En cuanto RE-TAKE y sus similitudes con la aspiración a una reconstrucción de la serie, tomo distancia. Creo que RE-TAKE es un buen doujin, claro, con escenas de sexo de más, y para ser un “hentai” tiene una historia interesante. Pero creo que Rebuild no esta siguiendo ese camino. Hay un rumor entre los Eva-geeks de que tal vez se trate de un intento de Anno de por fin realizar el proyecto original que tenía planeado para Eva y que se vio truncado por el contexto del momento en que produjo la serie de tv. Aquí hay un link de lo que se planeaba hacer: http://wiki.evageeks.org/Resources:Neon_Genesis_Evangelion_Proposal_%28Translation%29

    Esto es lo que opino. Espero haberte sido de ayuda davidvfx.

    Pdt: Cualquier otra discrepancia con esta reseña puedes comunicármela cuando quieras.

    31 marzo 2012 en 12:30

  5. davidvfx

    fortuna87… Gracias por el lango y estendida orientacion sobre el analisis. Me dio de que pensar y reanalizar sobre los personjes y verlo de otra perspetiva… estamos para los proximos analisis en popa. Gracias!

    1 abril 2012 en 13:15

  6. Sergio GD

    Es uno de los análisis más fuera de lo común que he leido, y tengo un tema que me parece no se ha toxcado o por lo menos no lo entendí. Un punto que vuelve a aparecer en el rebuild, y que definió el final de evangelion es el del ciclo, reinicio o bien Es más simplemente el título de la serie La buena nueva, el génesis. origen de todo. Soy delos que piensan que Rebuild es una continuación, pero debo aclarar, no es una continuación tal cual la conocemos, Anno en su afán de usar lo ya usado pero darle otra manufactura, se las ha ingeniado para, por un lado, presentarnos conceptos que en su momento por falta de recursos no pudo, y por otro hacer uso de su material más genuino a nivel personal para aterrizar los planteamiento taan densos que en los noventas presentó. Lo explicare a más detalle. En The end, concretamente, el diálogo final entre Misato y Shinji, por mero instinto me atrevo a decir, que Anno presenta su Tesis, revela el principio bajo el cual opera toda si obra. “se que soy una mala persona y que cometo errores, pero cada vez que lo intento, creo mejorar”, y Kaworu, ya en la tercer entrega, explica algo similar. Rebuild no es más que un nuevo comienzo, mucho menos visceral que su predecesora, de explicar lo mismo, de ver cómo fue el siguiente intento y lo vemos, absolutamente todos los personajes han dado un salto enorme, una evolución que los hace ver como más..normales, o genéricos, como quieran llamarlos, porque se enfoca tanto en la relación Rei y Shinji, pues porque Rei es lo más cerca que Shinji, sin saberlo, estuvo de su Madre, y no hablo del nivel familiar, sino a nivel, como lo plantea tu ensayo, espiritual, holístico donde se saben parte el uno del otro y de alguna manera tiene ellos un mini tercer impacto, fundiéndose, claro al hacerlo dentro de estos seres semidioses, pues tiene por consecuencia un Impacto a nivel global. En el maga Sadamoto equipara el vínculo madre e hijo, como una fuerza capaz de mover al Eva, digo, eso ya no es secreto, pues tal fuerza no es sino el amor, lo que mueve, transforma y permite la revolución, o mejor dicho la evolución, en Evangelion todo es movimiento y cambio, pero a la vez es un ciclo. Leyes herméticas, tanto es arriba como abajo.

    9 febrero 2015 en 22:55

    • Muchas gracias por tus apreciaciones y, podría decir, sin miedo a equivocarme, que en el mismo texto he hablado un poco del asunto, pero cuando lo escribí, hace algunos años atrás, aún guardaba mis dudas sobre el asunto de la repetición, pero ahora creo que ya esta más claro que sí es una continuación de la serie original. En primer lugar, quisiera decir que el problema de la repetición en Evangelion se encuentra incrustado, incluso indirectamente en la serie, si pensamos en que el mismo movimiento de Gehirm pretende seguir al pie de la letra los mandatos de las profecías que han recibido de los rollos del mar muerto. El guión ya está escrito, solo falta interpretarlo. Por otro lado, queda claro que Evangelion, y especialmente después de la última película me ha quedado claro, esta basado en un universo de concepción cíclica del tiempo: un mundo compuesto de una cantidad finita de elementos que se repite infinitamente. Hay otros asuntos que no trabaje en esta reseña, como por ejemplo el influjo de un neo-gnosticismo que es la base religiosa misma de la serie, y constituye el trasfondo que le da sentido a la misma, pues el plan de “los ancianos” es liberal a la humanidad de la heteronomía del mundo y de la subjetividad, sin embargo creo que eso lo dejaré para otra ocasión.

      11 febrero 2015 en 10:34

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s