Tu pasaporte en español para disfrutar de un fuwa fuwa time intelectual

[C]: The Money of Soul and Possibility Control 8: Pasos hacia el desastre total

La risa exterminadora

La tan temida inflación y recesión financiera que a algunos de nosotros había inquietado por la inversión del dinero midas en el mundo real se ha cumplido. Ahora la economía va en caída y los activos están desapareciendo, junto con las personas, los edificios e incluso países completos. Singapur, la economía más fuerte del Sudeste Asiático, hogar de muchos fanáticos del anime, está siendo borrado por la bancarrota, lo cual resulta desalentador para los que están viendo este anime en ese país. La caída del D.F. del Sudeste de Asia ha acelerado el paso de la serie, llevando a los protagonistas a tomar decisiones que pueden comprometerlos, a ellos y a quienes los rodean, por completo. Como todos los D.F. están conectados, el empobrecimiento o bancarrota de uno significa efectos adversos para los otros (esto sucede en el actual sistema financiero neoliberal, donde todas las economías funcionan en coordinación con las otras, algo que también vimos operar en el episodio anterior). El D.F. del Extremo Oriente se encuentra en peligro.

El ritmo de [C] es realmente impredecible, se trata de una especie de montaña rusa, al comienzo es lenta y aburrida y, de repente, realiza las vueltas y giros más inesperados. Mientras que en Anohana, la otra serie de noitaminA de esta temporada, posee un ritmo más lento, que se corresponde con el género de tragedia y angustia que aborda la infancia de los protagonistas en su recuperación de recuerdos reprimidos, [C] tiende a cambiar muy fácilmente su ritmo, pasando del episodio anterior donde no hubo un acontecimiento destacable, a este donde todo el sistema colapsa sin previo aviso. La economía, y en definitiva la vida cotidiana de todos, es impredecible de un momento a otro. Podemos sin duda realizar estadísticas y establecer predicciones de lo que sucederá en los dos siguientes pasos de una economía en funcionamiento, pero no podemos predecir el momento exacto de su estancamiento o depresión, tampoco que clase de efectos puede provocar o que tan severos pueden ser los daños que causa una caída de los precios, igualmente somos incapaces de calcular todas las posibles variables que depara el futuro. En una serie donde el control sobre la realidad es el principal interés de los protagonistas, no resulta para nada raro que no exista un modo objetivo o predecible de establecer que sucederá, además de que resulta el punto de partida de la teoría del caos, donde los fenómenos del mundo no son producto de fuerzas organizadas, sino que en su devenir y transformación producen un orden momentáneo sometido a una posterior desaparición, que luego producirá otra clase de órdenes o desórdenes.

Dejando aun lado los vaivenes de la serie, debo decir que no hace sino crear más preguntas que respuestas: hasta ahora no se ha respondido ninguna pregunta que nos hemos hecho, empezando por el funcionamiento del D.F. el cual es misterioso en todo sentido (no creo que tenga ningún funcionamiento definido), por otra parte no conocemos qué implican los assets para sus respectivos dueños: el sueño de Kimimaru de este episodio fue muy desconcertante, ¿se trato, acaso, de una visión del futuro?, ¿Msyu es su hija? ¿O del pasado, Msyu es su hermana, el futuro que su padre perdió cuando fue a la quiebra, tomando en cuenta las palabras de Taketazaki de haberla visto antes? ¿O quizás ella es él mismo? Esta última hipótesis es plausible, debido a que los efectos del D.F. alteran la realidad hasta el punto de que transforman incluso la superficie de la Tierra, por lo que un cambio de sexo no es gran cosa. Ciertamente, la historia que contaron acerca de la desaparición de la República del Caribe y su transformación en mar fue muy simpática. Ni pensar que la pobreza de los países latinoamericanos, según la serie, se debe a la desaparición del D.F. Sudamericano, en pocas palabras, su imposibilidad de hacer frente a otros poderes económicos debido a la falta de recursos. Cuando todos los futuros posibles de un territorio son convertidos en dinero midas, este se vuelve inútil y comienza a desaparecer. Como el dinero negro representa todos los futuros posibles de diferentes personas, no resulta raro que desaparezcan niños en grandes cantidades, negocios, edificios y personas. Ver a Jennifer o Kimimaru caminando por la calle y en un instante  pasar de una ciudad poblada, con tiendas abiertas y un movimiento económico constante, lleno de compradores y gente apresurándose a ir a su trabajo para a observar a continuación calles llenas de mendigos, hombres durmiendo en cajas de cartón, trabajadores, con ropas elegantes, sentados mirando el vacio, tiendas cerradas y personas desanimadas, crea un fuerte contraste entre ambas realidades.

The poverty of our world

Para quienes vivimos en los países del Tercer Mundo (como nos llaman), es un espectáculo habitual, pero también es algo que se puede observar incluso en los países del Primer Mundo, puesto que no toda la población es rica e incluso hay marcados sitios de pobreza incluso en las ciudades y naciones más poderosas. Y hay una correspondencia entre depresión financiera y depresión psicológica: muchas personas que pierden sus trabajos tienden a pasar por terribles estados de angustia. En esta serie, las cosas van hasta el extremo, pues, con la caída de los precios y la devaluación de la moneda, el estado de los personajes de la serie se vuelve más y más letárgico y melancólico. Ebara Daisuke intenta cometer suicidio (es salvado por Kimumaru, para ser atropellado posteriormente por un conductor ebrio) no solo porque perder a sus hijos fuera un duro golpe para él, también porque al perder su futuro perdió incluso toda posibilidad de producir algo nuevo: se vuelve incapaz de pensar, de sentir, incluso de continuar con vida, pierde la creatividad. Lo mismo le sucede a todos aquellos que no están involucrados en el D.F. directamente. Es obvio que el compañero de Kimimaru (Kakuta) se ha vuelto torpe y distraído, lo mismo que todos. Hanabi tiene una mirada sombría, lo cual contrasta con sus anteriores muestras de alegría.

Algo que jamás me deja de sorprender de [C] es su capacidad para hacer una cartografía de las relaciones económicas financieras, aun cuando no sea muy exacta o completa. Debido a que el sistema económico mundial tiende cada vez más hacia el sector financiero, se vuelve cada vez más probable que sucedan crisis económicas debido a la sobre-especulación de precios y a la inversión sin control que termina creando burbujas financieras, produciendo capital basura, causando devaluación de las tasas de cambio, etc… En este episodio pudimos ver en funcionamiento este problema que causó la crisis del 2008, la cual no ha terminado y se considera la peor desde 1929. De un momento a otro hubo una bancarrota que afectó todos los sectores económicos y la vida de millones. Paradójicamente, mientras más necesario se vuelve la inversión para la industria, más vulnerable se vuelve la economía ante la quiebra generalizada. Otro aspecto que tocó la serie haciendo referencia al mundo real fue el incidente Lehman, una compañía especializada en este sector económico. Lehman Brothers fue a la quiebra después de la crisis y contribuyó mucho en la actual recesión económica que vivimos.Y es incluso más aterrador que la fecha de estreno de este episodio se correspondió con una nueva caída de las finanzas en Wall Street.

They're happy

Por último esta el problema de la confianza (trust) del dinero; ya en el episodio anterior el padre de Mikuni nos había introducido en este problema, cuando su compañía y su red financiera sufrieron una grave crisis económica, pero ahora profundizamos en el tema. Cuando Taketazaki le dice a Kimimaru por qué razón él confía en la información que este le proporciona, el primero le responde finalmente que se debe a que él es confiable. Nadie establece relaciones con una persona que no sea capaz de mantener un mínimo de confianza, ni en la vida privada ni pública, pues si alguien no es capaz de mantener nuestros secretos a salvo, debido a que los revela de forma descarada, o si por ejemplo nos estafa, sacándonos dinero por medio de mentiras, o si no cumple su promesa de darnos algo por lo que nosotros le dimos a cambio, jamás volveríamos a realizar ningún tipo de interacción con esa persona. Taketazaki tiene éxito porque su información es valiosa y resulta ser verdadera o de alguna ayuda para sus clientes, el hecho de que gane dinero en grandes cantidades es prueba de la confianza que despierta, a pesar de su aspecto, que demuestra ser el de alguien obsesionado con el dinero, aun cuando lo que busca, en definitiva, es confianza. Precisamente, el valor del dinero esta dado por la confianza. Cuando el sector financiero sufre una crisis se debe a que los inversionistas desconfían del rumbo de la economía y a la más mínima oscilación, realizan retiros en masa de su dinero, por miedo a perder el valor que obtenían por ellos. Claro que es más complicado que eso, no obstante la confianza es un problema importante a la hora de realizar cualquier intercambio (amoroso, profesional, intelectual, mundano), pues se espera obtener un beneficio equivalente al de la inversión por la que hemos apostado. “Es la confianza la que le da valor al papel. Aunque quemes el papel, la confianza no se quemara” le dice Jennifer a Kimimaru, después de que este quemara todo su dinero.

La confianza que los entres ponen en el D.F. no desaparece simplemente porque él destruya todas sus posesiones, y ante este acto de gasto, de desperdicio, los demás actúan con desprecio. Si el pecado original del capitalismo es la acumulación de riquezas, sin duda su destrucción y despilfarro resulta la única manera de limpiar tal pecado. Como una especie de ritual de purificación, Kimimaru destruye el futuro que le ha arrebatado a los otros. Tal vez la destrucción de riquezas resulte un tanto desconcertante para nosotros, influidos por una sociedad de acumulación, pero muchas sociedades antiguas solían realizar tales rituales durante grandes fiestas, en las que se lanzaban al mar los objetos más valiosos, se mataba a los animales domésticos más importantes y, a veces, se quemaba incluso el pueblo en que se vivía, con la intensión de demostrar esta calidad de dar, de gastar hasta el infinito las cosas más valiosas. De cualquier forma, este acto de Kimimaru nos revela, como lo han dicho varios personajes de la serie, que él es alguien extraño, que hace cosas que los demás no harían (proteger un assets, quemar su dinero, disculparse con los otros por ganar, etc…). Fue precisamente en el final del episodio donde se desarrollaron la mayor parte de las discusiones que hemos llevado a cabo, y fue durante estos momentos donde el debate sobre el presente vs. futuro se hizo más pronunciado. Kimimaru, al aprecer, ha elegido el camino de Sennouza y su confrontación con Mikuni parece inminente (y Mikuni  está perdiendo aliados con rápidez, porque uno de sus subordinados tiene planes de cambiar de bando); esta lucha entre el presente y el futuro resulta más pronunciada si pensamos en que es la base para lo que los economistas piensan que puede ser el desarrollo sostenible, donde el futuro tendría privilegio sobre el presente, o si el presente resulta más importante, problema tratado por los neoliberales. En nuestra realidad este debate no ha tenido solución, y no pienso que lo tenga. Las luchas ideológicas entre los protagonistas se hacen más agudas.

Aun no sabemos nada sobre Masakaki y han aumentado las preguntas acerca de él, pues al final del episodio hemos visto a un nuevo participante, el “Masakaki” de otro D.F. que tiene un color diferente al que hemos conocido. Su risa no deja de ser escalofriante, pues mientras se hace pedazos el mundo a su alrededor, este observa con agrado la destrucción de todo – esos enormes tentáculos que se llevan esa enorme moneda sustraen el futuro de todo un país . Una risa exterminadora, de quien disfruta  del sufrimiento ajeno (y no siendo hipócritas, es algo que todos hemos hecho alguna vez). Resulta intrigante que Masakaki se refiera a tener unos jefes o inversionistas que han decidido sobre como opera el D.F. No sorprende, de cualquier modo, que Mikuni se sienta tan indignado frente a su modo de proceder, pues parece que lo único que les interesa es observar, sádicamente, como luchan y sufren los entres en este juego mortal. Los próximos episodios tal vez nos den las respuestas a los misterios que nos intrigan, sin embargo no estoy seguro de qué pueden decirnos.

6 comentarios

  1. davidvfx

    Oh My God mi pais tiene un D.F. (realmete Distrito Federal)LOL XD
    Y el “Masakaki” seria Lopez Ebrar (jefe de estado del D.F. o el presidente calderon)?
    Cada ves mas gente desaparece del pais ( y yo hechandole culpa la guerra contra el narco)

    D.F. esta por quebar adios a mi futuro, deporsi en Mexico todos tenemos sin futuro

    P.D: ahhh que boninto es burlarse de la dificil situacion en que vivimos mi gente de mi pais.

    8 junio 2011 en 20:33

    • Entiendo lo que dices, yo vivo en un país con problemas de narcotráfico y violencia también: Colombia. Aquí hay muchos “Masakaki” que deberían ser llevados a la justicia.

      9 junio 2011 en 08:51

  2. Tara

    Me parece curioso que sea la república del Caribe la que vio morir su DF … creo que hubiera sido más plausible la desaparición de un DF en África o en Medio Oriente, ya que aunque Latinoamérica no tiene las tasas de crecimiento que tiene África, si tiene 3 países en el G-20. Me parece grandioso que hayan abordado la idea del dinero como confianza, aunque a mi parecer más que confianza se ha convertido en todo un acto de fe; y ello pues bajo el supuesto de que somos seres materiales me parece obvia la aparición de los síntomas anímicos de la descomposición material, pero creo que el desempleo y la miseria son más agresivos visualmente que la desaparición de las personas, incluso la desaparición de los bienes es más agresivo que ver una ciudad vacía. Por otra parte creo que das mucho crédito a los economistas al asumir que tienen habilidades para la predicción de eventos económicos, la gran mayoría asume mediante métodos econométricos que la realidad se comporta de modo tendencial según patrones preestablecidos y aun el error más grande (y a la vez la única manera de que funcione la econometría) es que asumen un criterio de Ceteris Paribus para poder analizar estadísticamente fragmentos de la realidad, de modo que aun cuando todos los cálculos sean correctos y las muestras estadísticas sean significativas, a lo sumo solo pueden ofrecer verdades estadísticas. Me encantan las reseñas que haces, espero también el anime vaya dando más material para recrearse un rato.

    8 junio 2011 en 22:26

  3. Yo también espero que continuen desarrollando un material interesante. Por otra parte, creo que la inclusión del D.F. Sudamericano tiene algo que ver con las fuertes quiebras financieras y desastres naturales que han sucedido en esta región del planeta en los últimos dos años. Además, como los efectos del D.F. en la serie no son recordados por quienes no están dentro del mismo, entonces puede que haya habido otros incidentes de los que no hay noticia porque nadie ha sido consciente de ellos (un país africano o asiático pudo desaparecer sin que nadie se diera cuenta). Y sí, a mí me pareció mucho más provocador ver a todas esas personas desempleadas en la calle, sin embargo, creo que la desaparición de las personas se corresponde con el hecho de que si estas desempleado o has perdido tu capacidad de hacer dinero dejas de existir socialmente, por lo que cuando desaparecen las personas en la serie se hace una analogía referente a este problema. Desapareces cuando te has vuelto inútil y te conviertes en un desempleado. Por cierto, tampoco creo en la capacidad estadística de predicción del futuro, creo que los intentos econométricos de medir las tendencias financieras son ineficaces, es cierto que somos capaces de saber, por algunos datos, que tendencias pueden seguir la caída o alza de los precios, pero eso no sirve para cálcular con exactitud nada (no es como si fuera posible de cualquier modo). Gracias por manifestar tu aprecio por mis reseñas, significa mucho para mí.

    9 junio 2011 en 11:19

  4. Batou

    Muy buena serie pero como dicen mas arriba no da respuestas sino muchas mas preguntas

    9 junio 2011 en 21:30

  5. mijogo

    La crisis llego para quedarse, al menos en el sistema actual, estamos viendo a diario como muchos países están sufriendo graves crisis y la razón debería ser el sistema actual, es claro que ahora se esta abordando este tema en la serie, como ver de forma lúdica el proceso de la crisis, ellos toman su escenario local, pero yo no conozco la realidad de oriente en términos económicos, así que me remito a occidente, la crisis actual nació de los bancos , la especulación y el juego del mercado, como en la serie, manejar la economía bajo la azarosa acción de los tratos puede ser bastante catastrófico, ya que aunque se puedan controlar , solo es hasta cierto punto y tiende mas a perjudicar , que beneficiar a la mayoría, en el mundo actual se forjan batallas en escenarios totalmente aleatorios , que no tienen futuros ciertos, por lo que especulan y tienden a jugar bastante con la economía de los países, aunque la mayor parte del tiempo se pueda ver bonitas, lo único que hacen es inflar burbuja que entre mas se llenen , mas fuerte sera el impacto.

    Llegar afectar completamente un país, no puede ser tan irreal, en Islandia, los banqueros crearon una burbuja a través de las especulaciones, con el tiempo fueron subiendo la apuesta endeudándose en el extranjero, siendo el dinero que manejaban estos bancos 3 veces mas que el PIB del país, hasta que estallo y produjo una grave crisis , estaba endeudado con varios otros países europeos, muchos inversionistas se arrancaron con el dinero, al final quisieron traspasarle la deuda a los ciudadanos, para que el FMI le ayudara , pagando una buena cantidad cada persona, al final hubo una revolución pacifica y los ciudadanos se tomaron el poder y están cambiando todo en dicho país.

    La desaparición del país caribeño me parece lógica, como dijeron, África se salva por su pobreza, hay muchos aspectos de la vida en África que no son manejados por los mercados, en medio oriente, me imagino por su sistema económico, en latinoamericana, tenemos mayor influencia del sistema capitalista , ya que al creador de este lo tenemos al norte y yo creo que la existencia de este , facilita las cosas al distrito financiero.

    10 junio 2011 en 21:41

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s