Tu pasaporte en español para disfrutar de un fuwa fuwa time intelectual

Hanasaku Iroha 5: More than a feeling

Algún día se lo tenía que decir...

Romance: no hay tema más difícil de abordar. No es por las pocas o muchas posibilidades que se puedan tener en este campo de la vida; sino por la cantidad de sentimientos que están envueltos. Esta semana pasada, Hanasaku Iroha superó ampliamente nuestras expectativas exhibiendo exuberante y vistosamente la intensidad de emociones encerradas dentro del corazón de Minko Tsurugi, en su “lloroso romance de cocina”. Verla padecer por un día la incertidumbre y angustia de sentirse definitivamente separada de la persona que ama nos enfrenta a una pregunta digna de un escrutador análisis (más profundo de los que por ahora puedo hacer): ¿En qué se basa nuestro concepto personal sobre lo que verdaderamente es amor?

Debo admitir que mi habilidad como profeta se vio en entredicho en esta ocasión, ya que al final del capítulo, quedó claro que aventurarse a afirmar que presenciaríamos un terrible triángulo amoroso fue un epic fail. No fui el único, ya que Ohana también pensaba igual. Las ideas sobre un posible enfrentamiento entre Yuina y Minko se fueron al agua. Esto, sin embargo, nos permitió conocer en más detalle los verdaderos sentimientos de Minko hacia Tohru, y observar que no solo se trata de un simple encaprichamiento o una ilusión pasajera. Nuestra Minchi sufre de un atroz caso de enamoramiento, de los más intensos que hayamos visto en el anime. Dado que la historia no se centra en ella, no podremos apreciar en todo su esplendor el desarrollo de su idilio; quizás nos tengamos que conformar con lo ya presenciado hasta hoy y por fin verla ser correspondida al final de la serie. Aunque este episodio giró más en base a las especulaciones de los integrantes del Kissuiso, todo el conjunto de situaciones pusieron a Minko ante la posibilidad de alejarse del ser amado, y esto desencadenó en ella tal avalancha de emociones, que trato de hallar las palabras adecuadas para describirlas y me quedo corto.

Es probable que el lector asiduo pueda elaborar una reseña más propia de Serious Moe Business sobre Minko y su reacción, pero quiero abundar en pequeños detalles que no deseo pasar por alto sobre ella. Para empezar, notamos que su principal preocupación no era su imaginaria rival. Es cierto, enterarse de la cercanía de Tohru y Yuina, y la supuesta confianza que se tenían, fue demoledor para ella, pero aún así, vemos que en lugar de preocuparse en cómo arrebatárselo a su némesis, está preocupada en si Tohru y ella podrán seguir juntos en la misma cocina. Luego, aún ante la amenaza de no volver a tenerlo como maestro, y la proposición de lucharlo para que vuelva, ella sólo atina a decir que no quiere ser un impedimento para su avance, deseando lo mejor para él. Estas características no son, de hecho, las que podrían esperarse de una prospecto de tsundere. Minko tiene toda la pinta, con sus rabietas, sus insultos, su mal genio, su arrogancia y actitud de autosuficiencia, añadiendo su fragilidad y emotividad. Pero notamos otras cualidades más que la hacen menos similar al arquetipo animado, y más cercana a la realidad. Minko no se deja arrastrar por sus emociones, sino que ejerce dominio sobre ellas. A diferencia de una tsundere común, Minko tiene como características su esfuerzo, tenacidad, y los intensos sentimientos que le pone al trabajo, aun si para esto tiene que humillarse frente a otros. Cuando es enfrentada con alguien definitivamente superior en rango o nivel, es capaz de agachar la cabeza. Es esta humildad la que marca una distancia entre el típico romance que presenciamos en el anime y la extraordinaria demostración de amor que apreciamos en Minko. Aún en sus expresiones faciales o su tono de voz (qué espectacular el trabajo de Chiaki Omigawa, la seiyuu), Minko nos muestra la profundidad de su sentimiento por Tohru, el cual va más allá de un simple argumento para un episodio de anime y trasciende hasta llegar a lo que consideraríamos un romance real. Esa es la premisa sobre la que nace el slice of life, que según la definición corriente, es una representación de la vida real, una descripción de eventos y situaciones vistas en la vida cotidiana. Minko se nos hace tan real como una hermana enamorada, como una buena amiga que no tiene el valor de confesar su sentir por la persona amada, como la amiga que todos tenemos y que se enamora del menos indicado para ella. ¿Qué hace que una mujer se enamore específicamente de cierto hombre? Tohru no es precisamente el Prince Charming soñado de toda mujer, ni mucho menos. Solo Minko es capaz de ver a través de su aspereza y hallar cualidades tan valiosas como para terminar apreciándolas y luego queriéndolas. Sin importar cuantas veces sea maltratada o menospreciada, ella seguirá aferrada a ese sentimiento, a esa esperanza de algún día ser correspondida, al deseo o sueño de ganar el afecto de él, el elegido, el único. Esto, señores, es amor del bueno.

Ciertamente, la gente de PA Works hizo un gran trabajo para plasmar en la pantalla tal grado de emociones, tan cotidianas que nos hace parecer estar viendo nuestra propia vida pasar. Minko es un gran ejemplo de ello, y también lo es Ohana. Nuestra niña demuestra una vez más estar hecha de altruismo, capacidad que la hace tener las fuerzas para defender lo que ella cree correcto, y luchar por lo que ella cree posible de lograr.  Aún si es necesario basar su fe en creencias populares de la zona (como creer en el Bunbury, perdón, el bonbori), lo que importa no es quedarse detenida a esperar lo que suceda, sino dar todo de sí. De tanto soportar insultos y desplantes no halla mejor forma de demostrar su deseo de ayudar que lanzándose a una batalla que no es la suya, para pasar una vergüenza que no era necesaria. La recompensa a sus actos desinteresados no pudo ser mejor: por fin la querida hobiron tendrá su propio apodo, algo más digno y adecuado para ella. Si alguna vez nos hemos visto en una situación similar sólo por ayudar a un amigo, definitivamente nos sentiremos identificados. Aunque pasar situaciones difíciles o vergonzosas por amigos es incomodísimo, si la amistad es sincera, no habrá nada que la perturbe, y hasta se fortalecerá. Es más, hallaremos respuestas a nuestras propias preguntas. El deseo de Ohana de brillar poco a poco se hace realidad, aun si de por medio haya una garza trabándole el camino (ya parece un poco premonitoria).

Hasta este punto, hay algo que ya podemos tener muy claro: Hanasaku Iroha no es solo un anime, es un compedio enciclopédico sobre la vida diaria.  Me encantan los slice of life.

Una respuesta

  1. Batou

    Buena reseña y buena serie esta siendo seguramente una de las mejorcitas de esta temporada

    9 mayo 2011 en 16:49

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s